La carretera del parque nacional Guatopo, desde los Alpes hasta Araguita es una guillotina, pues está llena de huecos, monte y el borde de la carretera tiene tremendos barrancos. Todo esto pone en peligro la vida de los conductores que tienen que pasar por la vía. Hacemos un llamado a Corpomiranda.

SIN COMENTARIOS

Dejar una respuesta